Tras dos años de ausencia, el Intro Music Festival volvió a Valladolid para mostrar lo mejor de sí mismo. Enmarcado dentro del ciclo Valladolindie, apodado como “el festival más largo del mundo”, este evento reunió a grandes nombres de la música en castellano los pasados 9 y 10 de diciembre. Una edición marcada por las quejas respecto a las normas del recinto y los precios de la barra pero que se sobrepuso gracias a un cartel que superó todas las expectativas.

Para abrir el Intro Music, Maga sobre el escenario. Los sevillanos se presentaron en formato acústico y consiguieron un ambiente más que íntimo para la primera hora, aunque también hubo momentos para el movimiento como cuando sonó “Agosto esquimal”. La celebración de sus 15 años sobre los escenarios no les da más que alegrías, alegrías que culminarán el próximo enero en su Sevilla natal.

Publicidad - Revelab Studio

 

Maga Intro Music

Tras ellos, todo un cambio de estilo. Han llegado los (putos) Sexy Zebras. La Feria de Muestras de Valladolid acogió a las guitarras más potentes de todo el festival que también están de fin de gira. “La máquina” o “Hijo de puta”, al más puro estilo Molotov, no dejaron de sonar gracias a uno de las bandas más irreverentes de todo el festival. Todavía tenemos las guitarras clavadas en el cerebro.

sexy-zebras-intro-music

Después, vuelta a la tranquilidad. Iván Ferreiro se subía al escenario del Intro Music mucho más bailongo que de costumbre. Su recién estrenado último trabajo, Casa, fue el deleite del público en Valladolid, pero también conquistó con sus canciones de ayer y de hoy: “Turnedo”, “El equilibrio es imposible” o “Promesas que no valen nada” (con ese final de “Insurrección” que no puede ser más emocionante). Es todo un director de orquesta y no deja que nada se le escape en los conciertos.

ivan-ferreiro-intro-music

Otros que también están de despedida son L.A. que cerrarán en un par de semanas el Ocean/Tour en su Mallorca natal tras dos años de gira. Con un pequeño repaso también a su discografía, donde no podía faltar “Stop the clocks”, perteneciente a su álbum Heavenly Hell. Después, llegó el momento de cerrar la primera jornada y fue cuando aparecieron Dorian sobre el escenario. La fiesta del confeti. Sus grandes himnos son los más coreados, y las canciones menos conocidas quizá son las que empatizan menos con el público. La gira Diez años y un día continúa con ellos, pero ya va camino de los doce. No obstante, “La tormenta de arena” final seguro seguirá emocionando varias décadas más.

dorian-intro-music-1

Para abrir la segunda jornada del festival, Eladio y Los Seres Queridos se subieron al escenario del Intro Music. Pese a que las primeras horas suelen ser las de menor afluencia, los gallegos supieron levantar al público con canciones como “Viviendo con miedo”. Después, el hombre orquesta, el artista que consigue llenar cualquier escenario, sin importar el tamaño, con su elegancia, su voz y su música. Xoel López no necesita a nadie más y tiene un público devoto que le sigue allá donde va ahora que está repasando los últimos conciertos en formato solo acústico de la gira de Paramales. “Todo lo que merezcas” y “Yo solo quería que me llevaras a bailar” fueron, junto con “Tierra” de su álbum Atlántico las canciones más coreadas. Además, se llevó todas las alabanzas de los artistas que se subieron a ese mismo escenario.

xoel-lopez-intro-music

“Es una putada tener que tocar detrás de Xoel”, decía Martí Perarnau tras subirse al escenario. No importa, el azote cósmico de La Mancha de Mucho sigue conquistando muchos corazones, y también tenían al teclista más apasionado de todo el festival. La psicodelia de “Las puertas del infierno” o “Nuevas ruinas” se sigue abriendo camino tras la gira festivalera de verano y seguro que les está regalando muchas y muy buenas alegrías, como el público coreando sus canciones desde su primer disco en el Intro Music.

mucho-intro-music

Más tarde llegó el momento de uno de los platos fuertes del festival. Love of Lesbian protagonizaban el casi llenazo de la Feria de Muestras en un concierto muy divertido y apto para todos los públicos donde Santi Balmes se desnudaba el cuerpo y las emociones, todas ellas separadas por los signos de puntuación que marcan la gira de El Poeta Halley que ya les ha llevado hasta Sudamérica. Los catalanes saben como conquistar a sus seguidores más fieles disco tras disco y darles lo que quieren en los directos. Finalmente, el turno de Sidonie. La fiesta. Una banda divirtiéndose y entregándose al público, con invitados especiales como Javi Vielba, de Arizona Baby, para cantar “El Bosque”. La gira de El peor grupo del mundo va a ser grandiosa y quedará grabada en la memoria de muchos de sus espectadores. Canciones como “No sé dibujar un perro” se convertirán en favoritas y sus himnos cada vez se harán más especiales. Como fin de fiesta, la invitación al escenario a todos los artistas del festival bañados en confeti.

sidonie-intro-music

Con esto se cierra el Intro Music Festival, una de las últimas citas festivaleras del año que cumplió con su deber: traer buen espectáculo y buena música a Valladolid. Esperamos vernos las caras el año que viene.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here