De Valladolid y de la quinta que cerraba los ochenta aparece Kiko Sumillera, compositor, letrista y licenciado en Empresariales. Con la suficiente experiencia en los escenarios por su integración en la banda vallisoletana Los Lolas y con el potente carácter para emprender una carrera en solitario prepara ahora su nuevo disco. Montañas de sangre, primer trabajo del pucelano, estuvo marcado por tres breves cortes que le abrieron las puertas de algunas salas nacionales. Ahora en plena creación de nuevos temas pretende mostrar su ideario a través de unas letras muy poetizadas y una voz capacitada para emocionar sus versos y hacer sordos los oídos aficionados a las voces limpias. Un tipo con personalidad que no viene a la música para llevar a la práctica la teoría de su Licenciatura, sino para sobrevivir mostrando a través de canciones su gran personalidad y visión de su mundo interior.

Para descorchar y recibir unas burbujas de su personalidad, Kiko habló sobre su “inexistente” carrera, el posicionamiento político de su música y de la actual escena alternativa musical. Sin ataduras y con una agradecida incorreción despellejó una docena de preguntas y huevos, con el resultado de una tortilla que no aplaudirían todos los comensales.

Publicidad - Revelab Studio

 

Processed with VSCO with g3 preset

Si tuviéramos que hacer una presentación de tu persona y artista ¿cuál sería la más correcta?
La verdad que no sé, no creo ni que sea artista. El concepto de artista no sé dónde empezará. Yo sólo hago canciones, intento ser sincero, y con las limitaciones de mi voz y de mi técnica de guitarra intento hacerlo lo más sincero y honesto que puedo.

Estás trabajando en nuevas canciones para tu próximo trabajo Hasta que acaben los campos ¿Cuándo podremos escucharlas y en qué formato saldrán?
Pues eso ni si quiera yo lo sé porque creo que hasta marzo seguiremos grabando. Y de formato intentaré hacer un vinilo y cedé también. No lo pienso, sólo estoy pensando en grabar.

En tu anterior EP descubrimos temas de escasa duración. ¿Por qué? ¿Va a cambiar en tu próximo disco?
Si, además es una cosa que la banda se descojona porque les hace mucha gracia. Ahora llegamos casi a los tres minutos y dicen que hacemos rock progresivo. Hay algunas de más duración, pero es casualidad. Yo creo que cuando una canción dice todo lo que tiene que decir, no tiene porqué tener cinco o seis minutos. Creo que los límites están cuando ya estás vacío y lo que quieres decir está dicho, sea treinta segundos o un minuto.

Presumes a menudo de los músicos que te rodean, ¿cómo fue la elección de la banda que te acompaña?
Allí en Valladolid son gente que conocía. Por ejemplo con Alex y Guille Aragón, que grabó conmigo las tres primeras canciones, fueron los primeros a los que se lo dije y convencí. En realidad yo se lo decía un poco sin esperar que quisieran y ellos aceptaron. Juan el guitarrista es amigo y me lo encontré un día con unas cervezas de más y le dije de tocar unas canciones y sin haber escuchado nada me dijo que sí. Luego David el teclado también me dio un si inmediatamente. Ahora Guille no puede porque está liado con mil bandas como Arizona Baby o Corizonas, por lo que hablé con Ángel Román, un amigo de Valladolid que toca genial la batería y aceptó. La verdad que no fue una elección, surgió todo muy espontáneo.

Processed with VSCO with g3 preset

En “Los Santos” dejas más que evidente la referencia a la política del momento. ¿Eres partidario de la canción protesta?
Sí, creo que la canción protesta es fundamental. El problema es que ha habido unos años con un vacío enorme y por eso ahora parece una novedad. Ha habido unos años en los que la canción protesta ha sido inexistente porque, excepto en raras ocasiones, prima el pop. Ahora que estamos mal es importantísimo, pero cuando se está bien lo es todavía más para no caer otra vez en las cosas que se han hecho mal. Hay que mantener la tensión y para ello la canción protesta es fundamental en ese aspecto.

«Hay que mantener la tensión y para ello la canción protesta es fundamental»

¿Debería involucrarse más la música en el mundo político?
Cada uno se involucra en el grado que quiere, pero en general sí, ahora mismo todo es poco. Además, hay músicos muy comprometidos que están haciendo canciones geniales.

Pareces entrar en el grupo de artistas que se preocupan más por la interpretación de su voz que por la calidad de la misma, ¿es así? ¿Eres más partidario de buscar emocionar que de ofrecer gorgoritos?
Yo conozco mis limitaciones, nunca he cantado bien y jamás cantaré bien. Pero sí que me gusta mucho la poesía y transmitir, por lo que me gusta llegar a través de las letras. Ojala cantara y pudiera hacer gorgoritos, pero soy consciente de que no puedo.

Mc Enroe, Nacho Vegas o Abraham Boba quedan más que evidentes dentro de tus influencias, pero ¿qué otros artistas te influyen?
El que más admiro y siempre tengo presente es Daniel Johnston por la inmediatez y la capacidad que tiene para emocionar cantando regular, pero con unas letras muy bonitas y honestas. Luego también Sr. Chinarro, Nacho Umbert, Lorena Álvarez… Me encanta eso, la honestidad. Aunque no suene bien del todo, cuando eres sincero, se ve que no es algo forzado y consigues hacer una letra bonita, me gusta.

Además, eres de los pocos artistas que reconocen honesta y abiertamente influencias nacionales, cuando en general se tiende a las internacionales.
También te puedo decir influencias internacionales pero creo que a veces miramos mucho fuera y no es bueno, porque hay que defender lo que tenemos aquí también. Los orígenes también son importantes. No podría componer en inglés, porque no manejo el idioma al cien por cien y me parecen importantes las referencias nacionales que son muchas y muy variadas como para fijarnos fuera. Tenemos que jugar con el lenguaje que tenemos aquí, que al fin y al cabo lo llevamos en la sangre.

«Ojala algunos discos minoritarios tuvieran la misma repercusión que tienen otros que no la merecen»

Una de tus últimas actuaciones fue en apoyo a Podemos. ¿Crees que estos posicionamientos te pueden afectar en tu carrera?
Mi carrera la verdad no existe, por lo que tampoco importa demasiado. Si me puede afectar, pero no me importa. A quien le moleste honestamente que se joda, no tengo nada más que decir, me da igual. No he matado ni ofendo a nadie apoyando a un partido político. Creo que mucha más gente debería apoyar a Podemos y dejar de hacer el…

¿Por qué Podemos?
Podemos surge sobre todo de los movimientos del 15 M, de la necesidad auténtica de cambiar. Yo no es que sea izquierdas o derechas, creo que eso es ya algo caduco que no tiene nada que ver. Creo que es el partido político que más se acerca a las necesidades reales de la gente y de lo que el país necesita.

Recientemente en una entrevista comentaste el rifirrafe que tuviste con Second por poner en duda su calidad. ¿Qué opinas del estado de la música independiente en la actualidad?
Vuelvo a pedir disculpas la verdad, no tengo nada contra ellos personalmente. Solo estaba un poco borracho y tuvimos ahí nuestras diferencias. En los últimos años lo que se considera independiente y lo que no está un poco difuso en la línea. Si empezamos a considerar independiente también a otros grupos que están en todos los putos festivales pues no sé… Yo no sé clasificar la música, eso ya va con el oficio del periodista de calificar los géneros y tal. Yo creo que en España hay grupos muy buenos y eso es lo importante. En general estos últimos años se están haciendo discos geniales que son realmente minoritarios, y ojala tuvieran la repercusión que tienen otros que no la merecen, en mi opinión.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here