La noche había caído y los componentes de Ellos salieron a escena vestidos de blanco, tan inmaculados quizás, como el pop que suben al escenario. En cada nota, se notaban los tiros pegados en su ya, considerablemente larga carrera musical y la pasión de hacer las cosas bien con su característica personalidad latente. El directo estuvo acompañado de audiovisuales en blanco y negro y con esa estética retro, que desprende también su estilo y que en ocasiones me transportaba a otra época, algo así como una movida madrileña, llevada al corazón de El Prat de Llobregat, en el interior de La Capsa.

Ellos
Ellos en La Capsa (fotografía: Estefanía Mena)

De pronto con «Hasta el final» encendieron la «pólvora» que habían estado soltando en la sala a lo largo del directo, haciendo explotar al público en baile y coros, un ambiente de sábado noche inundó La Capsa y ya se notaba el calor en su interior, el terreno ya estaba listo. Cambiamos de disco, lanzándonos al año 2008 con «No te enamores» y con esos estribillos que incitan a dejarte las cuerdas vocales.

Publicidad - Revelab Studio

 

Ellos
Ellos en La Capsa (fotografía: Estefanía Mena)

Finalmente, el cantante buscó a un amigo del grupo, que se encontraba entre el público, invitándole a interpretar uno de los temas de Ellos, algo que sorprendió gratamente a los asistentes, con un directo original, único y tan divertido como acostumbran.

Ellos
Ellos en La Capsa (fotografía: Estefanía Mena)

Era el turno de Joe Crepúsculo y no iba a dejar que el ambiente que ya habían prendido Ellos, cayera, desde el minuto cero, revolucionó las pulsaciones de los asistentes con la fiesta que siempre trae en la mochila. El y sus aparatos, no hace falta nada más en escena, para mantener al público bailando y hacer de allí donde pisa, una locura.

Joe Crepúsculo
Joe Crepúsculo en La Capsa (fotografía: Estefanía Mena)

Bombos contundentes, ritmos tribales, cálidos y bailables. El olor a final se empezó a notar con «Mi Fábrica de Baile», uno de sus indiscutibles hits, que hizo temblar el suelo y que pese a que tuvo un directo, algo más «discreto» de lo que nos tiene acostumbrados, define muy bien en que se convierte Joe en cada directo, una auténtica fábrica de baile.

Joe Crepúsculo
Joe Crepúsculo en La Capsa (fotografía: Estefanía Mena)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here