Publicidad

Quique González ahora tiene una banda, con la cual estuvo girando y tocando las canciones del que hasta ahora era su último trabajo Delantera Mítica (Last Tour Records, 2013). En este Me Mata Si Me Necesitas directamente se ha llevado a Los Detectives al estudio de grabación y con ellos ha firmado un trabajo de 10 canciones dispares que confluyen en la elegancia del sonido americano de Quique González, apuntado desde la misma portada, que bien podría haber salido de cualquier película de detectives o de una novela negra.

El single de presentación fue Se Estrechan en el Corazón, una canción de potente producción sobre los sentimientos que se agarran al corazón que Quique canta con delicadeza frente a una contundente batería y dos exquisiteces como son el acordeón y la mandolina. El bonito video clip se rodo en el Parque Natural de Liendres, en la playa de Valdearenas (Cantabria) y en un Seminario abandonado en Argomilla de Cayón.

Publicidad - REVELAB studio

 

Al mismo nivel de producción pero incorporando guitarras eléctricas nos encontramos con canciones como «Sangre en el Marcador», que sería perfecta para Leiva y que Quique la vuelve casi orquestal e introduce por primera vez un violín que se guarda los mejores momentos del disco o «Relámpago», una especie de country rock con un bailongo teclado que hace de entradilla y puente. Estas dos canciones tienen los estribillos más potentes de todo el disco.

Nina Morgan es la cantante principal del grupo madrileño Morgan, que este año también ha presentado su nuevo álbum North.  Con ella Quique musicaliza una cómplice conversación en la distancia sobre amores pasados y no olvidados en «Charo». Cuando Nina entra la canción se ilumina para posteriormente estremecernos con una voz que parece apagarse pero que solo se raja. Frases de Quique como «Me hubiera pegado con todos por ti» o de Nina diciendo «He pensado en llamarte mil veces, ya sabes que si» o «Si se te hace raro vete de aquí, si vas con los cristales empañados ¿Cuándo vienes a por mí?» han hecho que no pare de escucharla. Por cierto, la cantaron hace unos días en Late Motiv y puedes verlo pinchando aquí.

Sólo las canciones más acústicas consiguen sacarme un poco de la hipnosis que me produce el resto, aunque la calidad de sus letras se mantiene y también su casi perfecta instrumentación. De esta manera debo bajar un escalón a canciones como «Cerdeña», «Ahora Piensas Rápido» (a pesar de su maravilloso violín), Detectives o el blues «No Es Lo Que Habíamos Hablado» a pesar de frases como «Vivo en un país enfermo que se muerde las uñas» y que es aquí cuando dice «Me mata si me necesitas» por lo que entiendo que es una canción que Quique va a proteger bastante.

Dejo para el final dos de las mejores canciones del álbum, esa «Orquídeas» de punteos de guitarras delicadas, estribillo de cine y potente final guitarrero previa nueva exhibición del violín y sobre todo «La Casa de Mis Padres», una canción que de primeras suena algo disonante, con una letra (como en casi todo el disco) para interpretar, pero en la que se puede intuir la pérdida de una madre cuando dice «Papa, la casa huele a Mama» o «Volar con mis propias alas» y que con el paso de los minutos se agiganta hasta acabar el disco por todo lo alto.

Las Mejores: Relámpago, Charo, Orquídeas, La Casa De Mis Padres, …

Puntuación
Melodías
Producción
Instrumentación
Letras
Voces
Artículo anteriorNeuman promete querernos con su nuevo tema
Artículo siguienteExmagician – Scan The Blue
Malagueño, 40 años, melómano empedernido, siempre buscando un hueco para ponerme a escuchar. No vivo de la música pero no podría vivir sin ella. Ahora aprendiendo a escribir pero no doro píldoras.
quique-gonzalez-los-detectives-me-mata-me-necesitasLas melodías cada vez gustan más y después de muchas escuchas les sigo encontrando detalles nuevos. Las letras, aunque en esta ocasión no son tan claras y a veces no parecen tener continuidad siguen hipnotizando. La instrumentación es exquisita empezando por un fantástico violín y siguiendo por una enérgica batería. La voz de Quique como siempre muy especial y cantando con más fuerza que nunca.